viernes, 24 de enero de 2014

HASTA QUE LLEGASTE, de Kristan Higgins (Reseña)

Bellsford, era un tranquilo pueblo pequeño, a las afueras de New Hampshire, allí todo el mundo se conocía mutuamente, cualquier hecho o suceso era propagado y comentado por sus habitantes, también los cotilleos eran inevitables y el reconocimiento público solo se le hacía a los selectos o a los escogidos por las lenguas viperinas.  Los negocios familiares, pasaban de padres a hijos y sucesivamente. Los niños nacidos en el pueblo eran una comuna tan remota como los años de cada cual.
Posey, era simplemente una vecina más. En su infancia y  adolescencia, pasó desapercibida para la gran mayoría, incluso para los chicos. Sus padres “los Osterhagen”, eran conocidos por su negocio y ella así lo asumía, actualmente regentaba su negocio de rehabilitación inmobiliaria, también era una gran amante de las antigüedades, lo que le permitía una vida independiente y no siempre una holgada posición económica.
La rutina se vio truncada el día que regreso al pueblo Lian Declan, el chico del que estuvo enamorada toda su vida, aunque Posey, ignora en un principio la situación que obliga a Lian a regresar, fueron muchos los recuerdos que despertaron, sufría con su sola presencia. Por su parte Lian, seguía tratándola de la forma despectiva de antaño,  seguía llamándola por aquel odioso apodo que un día le puso “Cordelia” y seguía teniendo aquella actitud altanera y chulesca que le permitía el saberse agraciado con la belleza masculina que toda mujer anhela.

Años atrás, Lian, abandono en pueblo siguiendo los pasos de la mujer que le robo el corazón y la madre de su hija, fueron años felices para todos y ahora la situación era bien distinta, era el viudo enamorado de un recuerdo y padre de una adolescente, que comenzaba a volar y  eso hacía que por momentos, ser madre y padre para Lian, fuera todo reto. Ahora, proyectaba abrir el mismo tipo de negocio que tenía en California y vivir plácidamente, porque  además de ser ya conocido en el pueblo, contaba con el apoyo incondicional de sus suegros, que vivían en el mismo pueblo, para enseñarle a aquella jovencita los principales valores de la vida y el amor. Algo que no entraba en los planes de Lian, era enamorarse, para él, el amor estaba dormido desde la muerte de su esposa.

Las escasas distancias en el pueblo,  los encuentros fortuitos aquí y allá, harán que Posey y Lian, deban verse más veces de las deseadas por ambas partes. Posey,  trataba de evitarlo, porque sentía como su amor de adolescente despertaba en el cuerpo de una mujer adulta. Lian, por su parte, no conseguía olvidar a su mujer, todo le recordaba a ella y el gran parecido físico entre madre e hija se lo ponía más difícil todavía. 
¿Podrá Posey, esconder sus sentimientos por el que sin duda era el amor de su vida?,  ¿Cómo evitar encontrarse en diferentes lugares y ser inmunes?
De manera involuntaria, el amor resurge de los recuerdos y las cenizas, comenzando a verse mutuamente como hombre y mujer…

HASTA QUE LLEGASTE, no es la típica historia de amor, en este caso su autora nos plasma una serie de condicionantes de lo más humano, manías de los protagonistas que en ocasiones pasan a ser obsesivas, lo que los hace más cercanos de lo que puede parecer a simple vista.

Kristan Higgins, nunca había leído nada de esta adorable mujer, pero me ha enamorado, su excelente narrativa, la gran calidad de sus textos y diálogos, hace a los personajes de lo más cercano. Su estilo activo en cada secuencia, sus apasionantes situaciones y su alegre dinamismo, hace que su lectura sea perfecta. Solo espero tener ocasión de seguir empapándome de las aventuras de esta excelente creadora de amoríos.
Muy buena

¡TODO UN PLACER!